0 Elementi

La transmisión del Dharma en el Budismo Zen

La transmisión del Dharma en el Budismo Zen

Hemos visto que en el Budismo Zen, la transmisión del Dharma (referido como Verdad o Realidad) era una de las transmisiones más importantes de todas y se le consideraba “una trasmissione speciale fuori delle scritture”, pero ¿cómo empezó esta transmisión?

La transmisión del espíritu del Dharma comenzó, según la tradición, cuando en una ocasión el Buda estaba sentado en medio de una gran concurrencia de discípulos. Presentes estaban cientos de Bodhisattvas y Arahants, monjes y monjas, hermanos y hermanas legos así como varias órdenes de seres celestiales. Todos estaban en silencio esperando a que el Buda diese un discurso, pero esta vez en lugar de hablar el Maestro sencillamente levantó una flor dorada en medio del silencio de la asamblea.

Sólo Mahakashyapa, uno de los discípulos de mayor edad conocido por sus austeridades, comprendió el significado de la acción del Buda y sutilmente sonrió. El Buda entonces dijo: “Soy el dueño del maravilloso ojo del Dharma que es el Nirvana, la Mente, el misterio de la Realidad y la no Realidad y la puerta a la Verdad Trascendental. Ahora se lo entrego a Mahakashyapa“. En esto consistió la transmisión del espíritu del Dharma.

La transmisión especial a Mahakashyapa

 

Aunque es difícil expresar lo que ocurrió es necesario tratar de entenderlo: cuando el Buda levantó la flor dorada -no cuando habló lo cual lo hizo sólo en consideración a los demás discípulos que no habían logrado comprender el significado de su acción- tuvo lugar una comunicación directa de la Verdad de una Mente a otra. De una Mente en estado de Iluminación Suprema a otra que casi lo estaba y que solo necesitaba del más delicado de los toques para alcanzar la perfección. Esto es lo que se debe de entender por transmisión especial; lo que ocurre o se transmite de una Mente a otra en el plano espiritual mas elevado.

Después Mahakashyapa transmitió el espíritu del Dharma a otros. Según la tradición transmitió el espíritu del Dharma a Ananda, que había sido el asistente personal del Buda durante sus últimos veinte años. Ananda a su vez a su discípulo Sanakavasa, y así sucesivamente el espíritu del Dharma continuó transmitiéndose a través de un largo linaje de maestros espirituales.

El espíritu del Dharma continuó transmitiéndose a través de un largo linaje de maestros espirituales. A algunos de ellos no les importo la fama mientras que otros se encuentran entre los más distinguidos maestros del budismo indio. Tradicionalmente estos son considerados como los Veintisiete Patriarcas Indios de la Escuela Zen (veintiocho incluyendo a Bodhidharma)

Si può essere interessati:

    2 Commenti

  1. Me gusta todo hacerca del tema de buda de hecho asisto a unas clases de tao por eso me interesa todo sobre este tema

  2. Es fascinante todo sobre la mente y el espíritu me encanta leerles

recensioni

L'indirizzo email non verrà pubblicato. i campi richiesti sono contrassegnati *

BB1